La historia más desgarradora que has leído jamás ni el más duro se aguantará las lágrimas.

La historia más desgarradora que has leído jamás ni el más duro se aguantará las lágrimas.72shares

Determinar el origen exacto de un meme es casi imposible. A alguna persona le pareció ingenioso, lo publicó en alguna red social, creó una conexión con el resto de las personas y de ahí su idea fue aceptada y comenzó a reproducirse cientos de veces. Porque ¿quién no se identifica con la tragedia?

Precisamente ese fue el secreto del éxito de “Casos de la Vida Real”, en su origen creado tras el terremoto del 85 para ayudar a las víctimas, luego transformándose para contar historias de amor y, en los 90, la etapa de mayor fama, retratando toda clase de situaciones de desgracia lacrimógena. Incesto, adulterio, prostitución, violencia doméstica… eran algunos de los temas que enmarcaban estas historias.

Conducido por la actriz Silvia Pinal, fue un parteaguas en su carrera, que incluía grandes clásicos de la Época de Oro del cine mexicano (algunos con el aclamado Luis Buñuel), reafirmando su trayectoria televisiva que ya contaba con algunas telenovelas.

Así, muchos recuerdan más a Silvia de esta manera: 

Sentada en una silla, en un cuarto elegante, con flores y cuadros, presentando historias tristes. Esa imagen es la del meme con el que cualquiera puede ser protagonista de “Casos de la Vida Real”.

Que si la dieta no ha ido como pensábamos, que si no tenemos pareja sentimental, que si no hemos conseguido trabajo…

 Imagina cualquier situación y basta con agregar “acompáñenme a ver esta triste historia…” No hay más que decir, hasta parece que escuchamos de fondo el famoso tema en piano del programa.

Todas las situaciones de desgracia pueden ser aquí contadas…

Cuando nos preguntan sobre determinada situación, cuestiones incómodas sobre nuestra vida porque en realidad no hemos corrido con la mejor de las suertes, no queda otro remedio que contar nuestras tragedias. “Acompáñenme a ver esta triste historia…”, diríamos, recordando las palabras con que la actriz Silvia Pinal presentaba las historias de la serie “Mujer, Casos de la Vida Real”.

¡Pero no digamos más!

Acompáñenos a ver esta triste historia... ¡Saquen sus pañuelos!

1. Así fue como todo empezó...

Esto pasa cuando se nos sale ese espíritu maligno que todos llevamos por dentro y nos provoca hacerle una bromita a nuestra pareja… pero aunque resulte muy divertido, este tipo de bromas pesadas puede herir los sentimientos de la pareja, aunque por otra parte es posible que si se relajan esto los acerque mucho más. Y esto fue lo que le pasó a esta chica...

2. Una simple imagen puede acabarlo todo.

3. Y las cosas empiezan a ponerse feas...

4. Y se dicen cosas que se tenían muy bien guardadas...

5. Y es entonces cuando el error se vuelve problema...

6. Y no te queda más que echar atrás tu plan de broma.

7. Pero nada sale como esperabas...

8. Todo se sale de control...

9. No hay marcha atrás.

10. Es mejor que en este punto te des por vencido...

11. No hay nada qué hacer.

12. Pero quizás tengas esperanzas...

Pues así es el amor.

¿Qué opinas de cómo terminó esta historia? COMENTA y no olvides COMPARTIR esta nota con todos tus amigos.

DEJANOS SABEN TU OPINION
TE LO RECOMENDAMOS
TU PUEDE INTERESAR